La Alhambra de Granada: Atractivo árabe para el mes de los enamorados

La Alhambra de Granada es en definitiva el mejor destino turístico en el que podéis pensar para este próximo mes cuando a nivel mundial se celebra la fiesta del amor, el 14 de febrero, Día de los Enamorados. ¿Sabéis por qué? Pues además del hecho de encontrarse en España, su arquitectura, sus vistas y por supuesto las calles con jardines de Granada, wow, es la suma de las respuestas.

al-Qala’a al-Hamra (el Castillo Rojo)

Del amor a la cultura árabe, un lugar donde las fuentes evocan tranquilidad, las hojas de los árboles se mueven ligeramente sumidas en un ambiente que pareciera recordar espíritus antiguos con miles de historias que contar ocultas en las paredes de lo que hoy forma parte del patrimonio mundial, es así también una lección parte de la arquitectura medieval.

Toma su nombre del árabe al-Qala'a al-Hamra (el Castillo Rojo)
Toma su nombre del árabe al-Qala’a al-Hamra (el Castillo Rojo)

Para la mayoría de los turistas, la Alhambra es un peregrinaje esencial y, como resultado, siempre se mantiene previsible lleno. En la temporada de verano, se registran al rededor de 6000 visitantes todos los días, por lo que es difícil hacer una pausa para inspeccionar esos bonitos detalles que mentalmente nos transportan al siglo 14.

  • Tip: Programar una visita en los meses más tranquilos como ahora, en el mes del cariño.

La Alhambra toma su nombre del árabe al-Qala’a al-Hamra (el Castillo Rojo). El primer palacio en el sitio fue construido por Samuel Ha-Naguid. En los siglos 13 y 14, los emires nazaríes conviertieron la zona en un complejo palacio tipo fortaleza, limitada por una población de la que sólo quedan ruinas. Después de la Reconquista (Reconquista cristiana), la mezquita de la Alhambra fue sustituida por una iglesia, y se construyó el Convento de San Francisco (hoy el “Parador de Granada”).

Durante la ocupación napoleónica, se utilizó la Alhambra como cuarteles que al final terminaron casi destruidos. Lo que se ve hoy en día ha sido fuertemente, pero respetuosamente restaurado.

Principales atractivos

Aunque definitivamente todo en La Alhambra es verdaderamente hermoso, tendríamos que comenzar con algo   como la capilla, una sala de oración en el otro extremo. Ideal para apreciar los techos de madera tallados geométricamente. Desde el Mexuar, se pasa al Patio del Cuarto Dorado – Parece ser un camino al palacio principal, con las puertas simétricas, enmarcados con azulejos y estuco.

Patio del Cuarto Dorado en La Alhambra
Patio del Cuarto Dorado

Así mismo, la mayoría de las habitaciones (probablemente utilizadas para descansar y dormir) dan hacia una piscina rectangular con bordes hermosos, y trazas de azul cobalto.

Vista hacia los dormitorios centrales.
Vista hacia los dormitorios centrales.

Originalmente, todas las paredes eran de colores enriquecidos; con la pintura en las paredes de estuco con varios adornos, el efecto se habría parecido a un fondo de pantalla afelpado… en fin, continuando con nuestra visita al Palacio de La Alhambra, los visitantes llegarán eventualmente al Salón de los Embajadores (también llamada la “Sala de los Embajadores”), dominada por un maravilloso techo de marquetería en forma de cúpula – se dice que para su construcción se utilizaron más de 8000 piezas de cedro para crear ese curioso modelo de estrella intrincada que representa los siete cielos:

Sala de los Embajadores
“Sala de los Embajadores”: Tallados en madera de cedro, representa de manera esquemática los siete cielos del cosmos musulmán y árboles de la vida en las cuatro diagonales.

Al lado se encuentra el ahora restaurado “Patio de los Leones”, construido en la segunda mitad del siglo 14 bajo el dominio de Muhammad V, en el pico político y artístico del emirato de Granada. En él llama la atención cierta pieza central, una fuente que canaliza el agua a través de las bocas de 12 leones de mármol – su historia data del siglo 11.

La Alhambra de Granada: Atractivo árabe para el mes de los enamorados
El Patio de Los Leones

El diseño de patio, usando las proporciones de la proporción áurea, demuestra la complejidad del diseño geométrico islámico – la variedad de columnas se colocan de tal manera que son simétricas en numerosas ejes. El trabajo de estuco, también llega a su ápice aquí, con detalle, casi en forma de encaje.

Entre historias y leyendas…

Caminando en sentido antihorario alrededor del patio, se pasa la “Sala de los Abencerrajes“. La familia Abencerraje apoyó a Boabdil en una lucha de poder por el palacio entre él y su propio padre, el sultán reinante. La leyenda cuenta que el sultán tenía a los traidores muertos en esta sala, y que las manchas de óxido en la fuente, son en realidad manchas de sangre indeleble de las víctimas. Pero los azulejos multicolores en las paredes y el gran techo octogonal son mucho más llamativos – claro:

La leyenda de La sala de los Abencerrajes
La leyenda de La sala de los Abencerrajes

Llegando a las puertas de la Sala de las Dos Hermanas, vemos muros adornados con flora local – piñas y bellotas – y una interesante banda con caligrafía a nivel del ojo, justo por encima de los azulejos: es un poema alabando a Muhammad V por su victoria en Algeciras en 1369, un raro triunfo. El techo de vértigo es una fantástica cúpula con unas 5000 células diminutas.

Desde la Sala de Dos Hermanas, un pasillo conduce más allá de los techos abovedados hacia las habitaciones construidas por Carlos I en la década de 1520, y más tarde utilizadas por Washington Irving. Desde aquí se desciende al hermoso Patio de la Lindaraja. En la esquina suroeste se encuentran los baños (a los que no se pueden acceder, pero se puede mirar las habitaciones iluminadas por claraboyas en forma de estrella).

Los Jardines de La Alhambra

Además de la arquitectura que atrae a miles, millones de visitantes por año, los jardines son el segundo atractivo a nivel macro. Comencemos por los jardines en terrazas creadas en el siglo 20. De entrada lo primero que veremos es un espejo de agua en frente de la puerta del Palacio del Partal, el palacio más antiguo de la Alhambra, con el Albayzín en el fondo, de la época de Mohammed III (r 1302-1309). / Desde aquí podéis escoger vuestro próximo camino, ya sea que os dirijáis hacia el Palacio de Carlos V o continuéis a lo largo de un camino hacia el Generalife. Echad un vistazo:

El extremo oeste de los jardines de la Alhambra exhibe los restos de la Alcazaba, principalmente sus murallas y varias torres como La Torre de la Vela (Atalaya), con una estrecha escalera que conduce a la terraza superior, donde está la cruz y las banderas de la Reconquista de enero de 1492.

Desde la escuela de Miguel Ángel

Por de los Palacios Nazaríes, el voluminoso Palacio de Carlos V choca espectacularmente con su entorno. Iniciado en 1527 por Pedro Machuca, un arquitecto de Toledo que estudió con Miguel Ángel, fue financiado, contra toda lógica, a partir de los impuestos sobre la población de Granada, pero nunca terminó porque los fondos se agotaron después de la rebelión.

En el interior, el Museo de la Alhambra tiene una colección de objetos muy propios de La Alhambra, incluyendo la puerta de la Sala de las Dos Hermanas que mencionamos unos cuantos párrafos más arriba, mientras que el Museo de Bellas Artes exhibe pinturas y esculturas de la historia cristiana de Granada.

El famoso “Generalife”

Del árabe Jinan al-‘arif (que significa: jardines del capataz), el Generalife es un arreglo de caminos, patios, piscinas, fuentes, árboles altos y, en temporada, se aprecian flores de todos los colores imaginables. Para llegar al complejo se debe pasar a través de las paredes de la Alhambra en el lado este, luego regresar al noroeste.

La vista hacia el extremo sur, os mostrará esos prados que una vez fueron tierras de pastoreo para los rebaños reales. En el extremo norte se encuentra el Palacio de Verano, una estructura encalada en la ladera frente a la Alhambra. Los patios aquí son particularmente agraciados; en el segundo patio destaca un tronco de un árbol de ciprés de 700 años de edad.

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedInPin on PinterestShare on TumblrEmail this to someonePrint this page

Comentar

Comentarios